El electrodance fue el rey de la Vendimia Electrónica 2011

El electrodance fue el rey de la Vendimia Electrónica 2011

Por 29/03/2011 23:05

Anuncios

Por Gisela Emma Saccavino

Una galería de personajes de lo más ecléctica se pudo ver el sábado por la noche saltando en el teatro griego Frank Romero Day. Es que la octava edición de la Vendimia Electrónica convocó a más de 4.000 mendocinos y turistas, que se deleitaron con un line up de alto nivel y no pararon hasta la madrugada.

El lago del Teatro Griego fue, una vez más, la pista en donde los dancers pudieron despacharse con sus movimientos catárticos hasta quedar exhaustos. Atenta a la diversidad de intereses, la producción, a cargo de Martín Sosa Floyd, armó una VIP de lujo con pantallas de Led y sofisticados tragos para los que quisieron disfrutar del line up desde la comodidad de los sillones y con un sonido más suave.

Un imponente escenario en el que brillaban varias pantallas de LED de altísima resolución y fue el marco ideal para que el line up de la noche, que incluyó a DJ locales e internacionales, pudiera desplegar su batería de sonidos.

Los primeros en subir a escena fueron los mendocinos de LNG, que con su repertorio de tango electrónico encendieron la chispa de una noche naciente.

Alrededor de las 23.30, otro DJ local, Totem Pole, siguió calentando los motores con su set de electro house. A esa altura la fiesta iba tomando cada vez fuerza, puesto que en ese momento llegó a la pista gran cantidad de jóvenes y no tanto.

Luego llegó el turno del último DJ de estas tierras, JJ Salinas, quien deslumbró a la platea con un set que recorrió estilos como el deep, el tech y el progressive house.

Y la pista quedó candente para recibir a la primera figura de Buenos Aires: DJ Matías Sundblad, el residente de la disco Pachá, de Buenos Aires. El joven que es considerado hoy como un referente del movimiento house nacional hizo estallar de ritmo el Frank Romero Day.

Y la potente vibración fue in crescendo, porque el dúo bonaerense Soundexile –actualmente graban un disco con el rey del progressive house Hernán Cattaneo, uno de los mejores DJ de la historia de la música dance- provocó un sismo de sonido.

De repente, el a esa hora extasiado público se vio sorprendido por un sonido monocorde y un modernísimo juego de luces -el mejor de la noche-, que fue in crescendo hasta estremecer las fibras de los dancers. Fue la obra del belga DJ Faskil, quien cerró una Vendimia Electrónica que superó todas las expectativas.

Fuente: Diario Uno Mendoza

Participa

Comparte o comenta el arículo