Las virreinas departamentales se divirtieron pisando uva

Las virreinas departamentales se divirtieron pisando uva

Por 26/02/2015 13:55

Anuncios

Cuentan que en tiempos lejanos los viñateros conseguían el jugo de la vid pisando los frutos. Esa tradición recobró vida anoche cuando, en un clásico vendimial, las virreinas departamentales repitieron el proceso.

La playa oeste del Mendoza Plaza Shopping se llenó de mendocinos que no quisieron perderse el festejo. Según los organizadores, al comenzar el evento había 6.000 personas. Mucho influyó la presencia de los Auténticos Decadentes, quienes tuvieron la responsabilidad de cerrar la noche.

El evento también contó con un espectáculo artístico de tres actos, cada uno de ellos para dar una pausa a las tandas de virreinas. Mariano Cruz, uno de los 15 artistas, contó a Los Andes su emoción antes de la actuación: “Hay que dar lo mejor”.

Para quienes querían comer algo, se había dispuesto un patio gastronómico donde podían conseguirse desde empanadas hasta paellas.
Con entrada libre y gratuita, hubo tres secciones para disfrutar el show: una para público general, otra para invitados y una tercera para las reinas y público especial.

Ya a las 19 podía verse gente esperando para conseguir buenos lugares, como Virginia Gouiric y Guillermo Sarandón. Ellos habían ido a apoyar a su hija electa en Godoy Cruz durante este año.

Una familia que concurrió entera fueron los Pincol. El padre, Juan Pincol, comentó que habían ido principalmente por los Auténticos Decadentes, mientras asentían Teresa, Carla y Dana. Al igual que varias familias, no habían llevado comida sino que buscarían algo en el patio.

“Vinimos por los Auténticos, ella es fanática”, exclamó Betty Olmos señalando a su hija María Cristina, una chica con una discapacidad. Betty resaltó que, sin saberlo, permitían a las personas como ella tener prioridad. “Me parece algo muy considerado por parte de la organización”, comentó junto a su pareja, Pedro Bascieta.

Respecto a esto último, cabe sumar que uno de los stands del patio gastronómico era para beneficio de la Fundación Creyendo en Mí. Es una asociación que da ayuda a chicos con discapacidad, como comentaron los padres Octavio Torres y Aníbal Mateo.

Después del espectáculo subieron al escenario las virreinas, cuyo papel consistió en pisar, en prensas, uvas de varietal cabernet. Sus reinas las alentaban desde abajo y el público acompañaba entre gritos y aplausos.

Algunas se animaron a contar a Los Andes lo que representaba este acto. Así, Yamile Fidel, Virreina 2015 de San Martín, lo “consideró un placer y un orgullo”. Al lado de ella, Melina Torres (de Santa Rosa) declaró que era “un placer hacer el vino como antes”.

Dos que andaban juntas eran Agustina Arancibia (Rivadavia) y Anabel Aguilera (Junín). Para la primera, era “una remembranza, volver a las raíces” y para la segunda “una experiencia muy gratificante”.

Desde el sureño General Alvear, Mailén Alejandra Álvarez recordó “el valor inculcado por los ancestros y la apuesta por el futuro.” Finalmente, la lujanina María Luz Robinson consideró que esto “representa a la Vendimia como debe ser”.

El sentimiento lo compartieron  los bailarines vestidos de gauchos que acompañaron a cada soberana. Luis Oros, director de Sangre Cuyana, aseguró que para ellos era un honor. El artista Enzo Guerra (nieto de una reina sanrafaelina) aportó que “el gaucho es el hacedor de la cultura” y Emma Araujo afirmó que la china y el gaucho son inseparables.

El jurado de ocho miembros eligió a la representante de Godoy Cruz como la pisadora con más gracia. Después, la música de los Auténticos Decadentes dio paso al trabajo de los duendes del vino.

 

 

Fuente: Diario Los Andes

Participa

Comparte o comenta el arículo