Romeo Santos llega a Mendoza para cantar en el Frank Romero Day

Romeo Santos llega a Mendoza para cantar en el Frank Romero Day

Por 08/03/2015 15:04

Anuncios

Una Propuesta indecente quisieran recibir miles de mendocinas de parte de Romeo Santos, el cantante latino del momento, aunque lo más probable es que apenas un par de mujeres oriundas de esta provincia logren cruzarse con el neoyorquino en su estadía cuyana que, se espera, sea de al menos dos días.

El bachatero de 33 años cantará por primera vez en Mendoza este martes, en la última repetición de la Fiesta Nacional de la Vendimia 2015. Su presentación se perfila como el evento internacional del año para nuestra región.

Su llegada viene tras dos años de negociaciones de parte del Gobierno provincial y de productores privados, así como de una larga espera por parte de sus fans locales.

Ya en 2013, el Ministerio de Cultura lo quiso en el teatro griego Frank Romero Day, pero su cachet era demasiado alto y lo dejaron pasar. Esta vez la cartera que dirige Marizul Ibáñez buscó tenerlo a toda costa y lo consiguió.

Para estar en el Festival Internacional de la Canción de Viña del Mar, en Chile, Santos cobró 700.000 doláres, información que fue publicada por el diario El Mercurio de ese país. Esa cifra representa alrededor de seis millones de pesos argentinos.

El famoso neoyorkino es, hoy por hoy, la figura más significativa de la música latina y cada una de sus actuaciones por el continente ha colgado el cartel de “entradas  gotadas”.

Furor por el ídolo en su debut

Este año, la figura estelar de la fiesta máxima de los mendocinos se sabe que no serán ni las reinas departamentales ni los artistas del Acto Central, sino Romeo Santos.

Eso quedó claro cuando las entradas para el Acto Central se agotaron al mismo tiempo que las de la tercera repetición de este martes 10, día en que el ídolo latino cantará sobre el escenario del Teatro Griego.

Dos semanas antes de que arrancara la venta de entradas y sin la certeza de que el Espacio Cultural Julio Le Parc fuera realmente uno de los puntos de venta, decenas de jóvenes acamparon allí, soportando el calor, la lluvia y el viento, a la espera de conseguir un ticket que las acercara un poco más a su ídolo.

De esa manera, los 20.000 cupos que tiene el Teatro Griego para la noche bachatera se acabaron en dos tandas: durante la primera tarde de venta, que finalmente sí fue en el Le Parc, el martes 24 de febrero, y en la mañana siguiente, cuando se habilitó el expendio en las sedes departamentales del Casino de Mendoza.

De todas maneras, se calcula que alrededor de unas 10 mil entradas son las que salieron a la venta para el público masivo.

Tanto anheló el Ejecutivo brindar un show internacional y que pusiera a Mendoza en los diarios de todo el país, que hasta duplicó el precio de las entradas, pero sólo para el Acto Central de anoche y la noche en que cantará Romeo Santos.

De esta manera, los tickets para la noche de la coronación de la Reina Nacional y para la fecha en la que canta el intérprete del Bronx sufrieron un incremento promedio del 70 por ciento, debido a la suba de los tickets más baratos –sectores Chardonnay y Tempranillo–, que pasaron de costar $40 a $80, mientras que para las ubicaciones más caras –sector Malbec– el precio es de $250, $70 más de lo que costó el año pasado.

No bien las seguidores del ex cantante del grupo Aventura se fueron haciendo con las entradas, se puso en marcha otro famoso fenómeno: la reventa. En Mercado Libre y Facebook se ofrecieron tickets desde $600 y hasta $2.500.

En San Rafael, en tanto, se vendían por el doble del precio original. En ese departamento, por ejemplo, sólo se habilitaron 250 entradas para ver a Romeo Santos en Mendoza.

La reventa fue condenada por el Ministerio de Cultura y la ministra Ibáñez la tildó de “muy dañina”. Incluso, se estudió un marco legal para hacer una denuncia pertinente, pero todo quedó en amenazas.

El martes pasado fue el último día de venta de entradas para las cuatro noches de Vendimia y la totalidad de los tickets se agotó.

Se espera que desde las primeras horas de este martes, aquella cantidad enorme de espectadores que no consiguió entradas se apodere de un lugarcito entre los cerros para poder al menos oír y ver de muy lejos al codiciado bachatero.

Para quienes no siguen su carrera, Romeo Santos canta música melódica pero se especializa en bachata. Este es un género oriundo de República Dominicana que supo popularizar Juan Luis Guerra décadas atrás. También Prince Royce tiene su fama en este estilo.

Romeo y su estadía en Mendoza

El show que ofrezca aquí en la provincia el músico oriundo del Bronx será el quinto de siete que dará en su paso por Argentina.

El primero fue a fines de febrero, en El Calafate, luego vinieron sus dos funciones en la cancha de River, donde el fin de semana pasado cantó, en total, para unas 90.000 personas. Anoche estuvo en Corrientes y tras estar en Mendoza ofrecerá sus éxitos en Tucumán y Córdoba.

En cuanto a sus exigencias, desde el Ejecutivo local las calificaron de “mínimas”, dado el estatus que tiene este artista en todo el mundo.

Hay que tener en cuenta que Romeo Santos brinda recitales en los estadios más prestigiosos del mundo, como el Madison Square Garden, de Nueva York, y el American Airlines Arena, de Miami. Aquí hará un show de la misma calidad, pero en el teatro griego Frank Romero Day.

Así las cosas, trascendió en los medios locales que sus requisitos fueron: un gran espejo, toallas de manos y para el cuerpo de color negro y frutas de estación. También solicitó fiambres y botellas de whisky, preferentemente de la marca Jack Daniels.

En una visita hace algunos años a Chile, por ejemplo, el morocho pidió dos botellas del exclusivo coñac Hennessy V.S.O.P. y del coñac Courvoisier.

En el caso de Mendoza, también pidió un vehículo específico para su traslado desde el hotel hasta el Teatro Griego, pero Cultura pudo negociar que finalmente utilice una camioneta que sí está disponible en la provincia, una Hyundai H1.

Otro de los pedidos que no pudo ser satisfecho debido a las condiciones edilicias que ofrece el Frank Romero Day fue que su camarín tuviera una ducha. Por ello el artista permanecerá en su hotel hasta el momento en que le toque subir el escenario emplazado entre los cerros de El Challao.

Se espera que se aloje en uno de los hoteles cinco estrellas del Gran Mendoza y que arribe a estas tierras mañana por la mañana, en un vuelo privado y acompañado de una comitiva de 60 personas, entre técnicos, músicos, bailarines y la producción. Esta información fue suministrada a los medios por el subsecretario de Gestión Cultural, Fabricio Centorbi.

 

 

Fuente: Diario Uno

Participa

Comparte o comenta el arículo